Rebajas

Esta promoción termina en:

Sacos nórdicos infantiles 93 artículo(s)

Página:
  1. 1
  2. 2
  3. 3
Sacos nórdicos infantiles
Desde: 43.00
4.3 / 45 Review(s)

Todo lo que debes saber sobre el Saco Nórdico

¿Qué es un saco nórdico?

Un saco nórdico, es una funda a la que se le introduce  un relleno que suele ser de fibra, y va unida a una bajera que se ajusta al colchón, con el fin de que el saco no se desplace. La funda se une a la bajera mediante una cremallera. Por ese motivo,  mucha gente que todavía no sabe que es un saco nórdico,  lo llama funda nórdica con cremallera.

Sistema de cremallera

Este sistema de cierre, no impide en ningún caso la movilidad gracias al sistema de fuelle que llevan incorporados. Permite un total movimiento garantizando una cómoda sujeción y evitando cualquier riesgo de caídas a los más pequeños.

Todos los modelos del Catálogo de Mishilos, son sacos nórdicos con cremallera. Hay algunos modelos que no la incorpora en otras tiendas, pero entendemos que la funcionalidad no es la misma.

¿Para quién son?

Los sacos nórdicos pueden ser utilizados por niños de todas las edades. Podremos encontrar por un lado,  el saco nórdico infantil con estampados pensados para niños de menos de 10 años, de bailarinas, motivos de circo, perritos, estrellas, hadas, piratas… y por otro los sacos nórdicos juveniles, para niños un poquito más mayores que buscan tener a su dibujo favorito o a su equipo de fútbol plasmado es un su habitación o simplemente quieren un saco nórdico liso.

Para ambos casos, hay multitud de colecciones como la de Tutto Confetti, Erase una be, Happinois, Javier Larraizar, Pooch, Real Madrid, FC Barcelona,  Lara Costafreda, Valentina, lustrando tus Sueños que nos ofrecen numerosos diseños para todos los gustos y edades así como sacos nórdicos para niño o niña.

Medidas de los sacos nórdicos:

Normalmente las medidas de los sacos nórdicos son para cama de 90 o de 105. El saco nórdico de 90 lo encontraremos en todos los diseños, el saco nórdico de 105 se está estandarizando más,  ya que los fabricantes se están dando cuenta que cada vez está más demandado, aunque no lo podemos encontrar en todos los modelos.

Calidad del saco nórdico:

A la hora de comprar un saco nórdico debemos tener muy en cuenta los tejidos. Pueden variar, existiendo de algodón, poliéster o una combinación de ambos. Desde Mishilos recomendamos que la ropa de cama de niños sea, en la medida de lo posible, 100% algodón o una combinación algodón –poliéster, ya que los niños suelen tener más hipersensibilidad en la piel.

La composición del relleno del saco nórdico puede ser de poliéster o microfibra y de varios gramajes, dependiendo el grosor del relleno.

Número de piezas del Saco Nórdico:

Respecto al número de piezas, el saco nórdico se compone como una única pieza, además lo habitual es que se venda conjuntamente; el saco (con o sin relleno, siendo opcional), y la funda de almohada.

El tejido, nº de piezas y la marca determinará el precio. Un saco nórdico barato, normalmente será de poliéster-algodón y sin marca y quizás de los más caros sea un saco nórdico 100% algodón percal ó 100% algodón.

El diseño del saco nórdico,  facilita la labor de hacer la cama, pues únicamente hay que estirar la bajera y cerrar la cremallera para un acabado perfecto.

Además sus características permiten su uso durante todo el año, ya en los meses más calurosos, sólo hay que quitar el relleno para darle un uso de colcha o sábana.